Torre Eiffel apaga sus luces para honrar a víctimas de la masacre en Las Vegas

Share this...
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someonePrint this pageBuffer this page
58 muertos suma el siniestro
Al menos 59 personas murieron y decenas resultaron heridas el domingo cuando un atacante abrió fuego sobre la multitud en un concierto. 

La Torre Eiffel apagó sus luces este lunes en la noche para honrar a las víctimas de la matanza de Las Vegas y a los muertos de un ataque en Marsella.

Este ha sido el tiroteo más letal en la historia reciente de Estados Unidos

El domingo también un hombre armado apuñaló a dos mujeres en la estación central de Marsella, en Francia. 

El Estado Islámico reivindicó ambos ataques, pero no hay evidencias sobre los vínculos de los autores con la organización. 

“Esta noche vamos a apagar la Torre Eiffel a partir de medianoche para honrar a las víctimas de los ataques de Marsella y de Las Vegas”, dijo la alcaldesa Anne Hidalgo.

Benjamin Hoskins Paddock apareció en dicho listado desde el 10 de junio de 1969 hasta el 5 de mayo de 1977. Fue declarado culpable de robar bancos y automóviles.

El nombre del padre salió a la palestra después de que su hijo Stephen acabara con la vida de al menos 59 personas e hiriera a más de 500 cuando empezó a disparar con un rifle automático contra los asistentes a un concierto desde la habitación de su hotel en un casino de Las Vegas.

Hoskins Paddock aparece en dicho listado del FBI desde el 10 de junio de 1969 hasta el 5 de mayo de 1977, y fue descrito en un cartel del FBI como “psicópata diagnosticado”, y como un individuo que indicó tener “tendencias suicidas” cuyo delito era el “robo de bancos”.

El cartel indica que Benjamin Hoskins Paddock, conocido también por varios alias como ‘Big Daddy’, ‘Chromedome’ y ‘Old Baldy’, fue declarado culpable por robar bancos y automóviles.

Paddock aterrizó en la lista de los más buscados del FBI después de escapar de una prisión federal de Texas en 1960, donde cumplía condena tras ser sentenciado a 20 años de prisión por robar un banco, según publicaron entonces medios locales.

Según el diario Eugene Register-Guard, el padre del autor de la masacre que sacude a EEUU vivió en el área de Eugene-Springfield en el estado de Oregón durante varios años bajo el nombre de Bruce Werner Ericksen.

El hermano menor del asesino, Eric Paddock, ya había informado esta mañana a la prensa de este dato, y que él mismo nació mientras su padre huía de las autoridades.

“No lo conocía, no lo conocíamos -dijo Eric Paddock-. Nunca estuvo con mi madre, yo nací mientras huía y esa es la última vez que estuvo en contacto con nuestra familia”.

En cuanto a lo que motivó a su hermano a disparar hoy contra miles de personas que asistían a un concierto country en Las Vegas, Eric Paddock confesó que tanto él como su familia “todavía están completamente confundidos”.

Autoridades todavía están investigando la posible motivación detrás del que se ha convertido en el tiroteo más mortífero en la historia moderna de Estados Unidos.

¿Quién era el autor de la masacre?

Stephen Craig Paddock era un adinerado jubilado de 64 años que vivía junto a un apacible campo de golf cerca de la capital del juego, adonde le gustaba ir a apostar. 

Stephen Paddoock, Terrorista que asesinó a más de 59 personas en Estados Unidos.

Su padre estuvo en la lista de los más buscados por robo a bancos en los años 1960. Pero él no tenía antecedentes penales, ni historial de enfermedades mentales, ni especial pasión por las armas, aseguró su familia, aún en shock.

Pero la noche del domingo, según informaciones de la policía, se ubicó en una habitación del piso 32 del hotel casino Mandalay Bay, en pleno centro de Las Vegas, y disparó ráfagas contra una multitud que asistía a un espectáculo de música country.

Paddock, que según las fotografías divulgadas tenía bigote y barba canosa recortada, fue hallado muerto.

El hombre de 64 años que regularmente enviaba galletas a su anciana madre en Florida, según su hermano Eric Paddock, tenía una vida intrascendente en Mesquite, una pequeña ciudad de Nevada, a unos 130 kilómetros de Las Vegas, en una tranquila zona de retirados.

Aún se desconocen las razones que motivaron este ataque. El grupo yihadista Estado Islámico lo reivindicó, pero las autoridades estadounidenses son escépticas.

Solo existe la certeza que Stephen Paddock se preparó minuciosamente para generar la mayor cantidad de víctimas posibles.

Alquiló una suite de dos habitaciones en el piso 32 del hotel Mandalay Bay, para tener dos ángulos de tiro distintos.

En la habitación los agentes hallaron 16 armas de distintos calibres, la mayoría de ellas fusiles de asalto, aparentemente transportadas en más de 10 maletas. Algunos rifles estaban equipados con miras telescópicas y su vehículo contenía nitrato de amonio, que puede ser usado para fabricar explosivos. En su casa un verdadero arsenal, con otras 18 armas de fuego y explosivos, fue descubierto.

Paddock tenía dos viviendas en Nevada, en una residencia junto a un campo de golf en Mesquite y otra en Reno, otro centro del juego. No tenía afiliación política o religiosa, según su hermano. Tampoco era “un tipo ávido de (usar) una pistola”. “Era apenas un tipo normal. Algo se quebró en él, algo ocurrió”, afirmó. 

Share this...
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someonePrint this pageBuffer this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *