Mientras Colombia restringe el porte de armas, en México, los niños la reciben para protegerse del crimen organizado

Lo insólito del gobierno colombiano ante el mexicano en razón de la protección de las personas de bien ante el crimen organizado, en tal sentida podemos analizar que en Colombia en cierto modo está restringido el porte de armas, el delincuente común y organizado porta todo tipo de armas para sus actos delictivos, entre estos el sicariato, el hurto a mano armada, el fleteo, entre otros, lo que coloca en desventaja y riesgo a los colombianos que necesitan comprar un arma para defender de los bandidos y criminales.

En contraste en México, se le entrega armas a los niños para que protejan su vida y la de sus familias , por consiguiente, niños de entre 11 y 15 años tomaron las armas para cuidar de su comunidad, en el municipio José Joaquín de Herrera del estado de Guerrero, sur de México, mientras un grupo de adultos ha salido a buscar a una familia desaparecida desde el pasado 19 de enero.

En las últimas horas, la comunidad indígena de Ayahualtempa, municipio de José Joaquín de Herrera, ubicado en región centro de Guerrero, integrantes de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitaria-Pueblos Fundadores(CRAC-PF) tomaron protesta como integrantes a un grupo de 5 niñas y 15 niños, a quienes “armaron”, aunque algunos solo tenían carrizos a manera de rifles.

A los niños, se les capacitó en el manejo de armas como rifles calibre 22; escopetas de calibres 20, 16 y 410, así como pistolas.

En el acto llevado a cabo durante la asamblea a la que asistieron la mayoría de los cerca de 1.000 asistentes de origen nahua, exigieron al presidente de México Andrés Manuel López Obrador y a la gobernadora de Guerrero, Evelyn Salgado, que ayuden a la localización de la familia indígena.

La decisión de integrar a menores a la CRAC-PF fue decisión de la asamblea llevada a cabo el pasado lunes por el Consejo Tradicional del Gobierno Náhuatl, el Comisariado de Bienes Comunales, comisarios municipales y la CRAC-PF, “ante el resurgimiento de la violencia” que ha permeado en municipios colindantes con la región Montaña, de la que responsabilizan al grupo delictivo Los Ardillos.

“Los que nos están acribillando, los que nos están secuestrando a nuestra gente son Los Ardillos (grupo delictivo). Tenemos conocimiento de que hay comunidades que están controladas por ellos, pero nosotros no hemos provocado a nadie, nos provocan a nosotros, por eso pedimos a las autoridades municipal, estatal y federal que nos apoyen con agentes de seguridad”, expresó Morales Rojas.

Total Views: 33 ,
Portal Informativo LaCarreta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *