Plan estratégico del Pacto Histórico para evitar que Katherine Miranda llegue a la presidencia de la Cámara

La representante Katherine Miranda del partido Alianza Verde quien en la campaña presidencial de Gustavo Petro fue pieza clave como una de las jefes d debate para lograr la presidencia de Colombia ante la ultraderecha.

Pero las alianzas con partidos de oposición le permitió al presidente demorare un buen rato la participación de los congresistas en el poder del gobierno nacional en materia burocrática o participación del poder como partido de gobierno, pero hoy no se sienten bien representados y han dado la vuelta para buscar apoyos de la derecha para llegar a la presidencia de la Cámara de Representantes, claro está con el apoyo de la oposición sería segura su postulación y conquista, pero aún así tendría que mantenerse en oposición y le permitiría a la derecha fortalecer su bloque de oposición a las reformas del presidente Gustavo Petro.

Las diferencias entre Katherine Miranda y el presidente Gustavo Petro, al constituirse en una fuerte crítica de sus acciones de gobierno, llevaron al petrismo a diseñar una guerra sucia para arrebatarle a Miranda la presidencia de la Cámara.

Mientras Miranda hace lobby, llama a cada congresista y les promete independencia y respeto a las instituciones, el Gobierno desplegó su maquinaria para conquistar los votos y llevar a la presidencia de la Cámara a Martha Lisbeth Alfonso Jurado, tolimense, también congresista de la Alianza Verde, quien se echó encima la ponencia de la reforma pensional del Gobierno Petro y la sacó adelante.

Esto significa que le tocaría disputarse la presidencia de la Cámara de Representantes con una colega del partido Alianza Verde, como es Martha Alfonso quien se constituye en la carta política del Pacto Histórico y sus aliados en la izquierda y partidos o congresistas aliados que representan los partidos de oposición.

El petrismo también le apuesta a Jaime Raúl Salamanca, cercano al gobernador de Boyacá, Carlos Amaya. La candidatura de Salamanca podría dividir los votos del petrismo en el Congreso y Miranda, quien recoge a todos los sectores de oposición, independientes y algunos cercanos al Gobierno, iría por la mitad. “Conocí a Katherine Miranda en las mesas económicas, cuando presidí la Comisión IV del Senado. Es una mujer garante y capaz. Invito a mis amigos en Cámara a votar por ella para la presidencia”, opinó Paulino Riascos, senador del Pacto Histórico.

Por eso, Miranda –quien le dejó claro al país que tiene “la capacidad para hacer respetar la Cámara de Representantes”–resulta incómoda para los propósitos del Gobierno, y Petro lo tiene claro. Por eso, desde agosto de 2023, cuando la congresista tramitó una cita con Petro por medio de Laura Sarabia, él no concretó el encuentro.

Si la oposición respalda a Katherine Miranda, de seguro será la presidenta de la Cámara de Representantes y aplastaría a los candidatos del Pacto Histórico y del petrismo.

Total Views: 930 ,
Portal Informativo LaCarreta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *